domingo, 23 de junio de 2013

Bizcocho mármol especial



Este es mi bizcocho bicolor. La idea para conseguir el efecto marmoreado la cogí de la página de Lorraine Pascal, que me pareció una manera más vistosa que la usual. En la forma tradicional de hacer un bizcocho marmoreado, se suele verter toda la masa de un color en el molde y encima la del otro color para a continuación revolver suave con una cuchara y conseguir el veteado. En esta forma sin embargo, se utilizan dos mangas pasteleras, una para cada parte de la masa y partiendo del centro se van superponiendo círculos de masa de uno y de otro color. Poco a poco la masa se va extendiendo y se forman círculos concéntricos (esa es la idea, aunque a mí se me desplazaron los círculos hacia un lateral pero el resultado final me ha gustado mucho). Es un poco más trabajoso hacerlo así pero merece la pena.

Para el bizcocho he utilizado la receta básica de yogur.

Ingredientes:

  • 1 yogur
  • 1 medida del vaso de yogur de aceite
  • 2 medidas de azúcar
  • 3 medidas de harina
  • 3-4 huevos (dependiendo del tamaño)

Se baten bien los huevos con el azúcar, se añade la harina tamizada y el yogur y se incorporan los huevos uno a uno. Una vez bien batido todo, se separa la masa en dos partes iguales.

A una de las partes le echamos un poco de vainilla y ralladura de limón. Al reso, un par de cucharadas de cacao en polvo. Así conseguimos tener dos masas, una clara y otra oscura.

Reservé un poco de la masa de cacao para hacer una magdalena y así ,para la presentación final, la coloqué a modo de botón en el centro. Es muy fácil, sólo hay que hacer un hueco en el centro del bizcocho e "insertarla".   

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada