jueves, 29 de enero de 2015

Churros









Nada como empezar la jornada con un cholate bien caliente y unos churros caseros.

Prepararlos es muy sencillo, sólo hay que poner a calentar un vaso de agua con sal y una cucharadita de mantequilla. Cuando esté hirviendo, sacamos del fuego y añadimos de golpe un vaso de harina.

Volvemos a poner al fuego (lento) y revolvemos con energía y una espátula de madera hasta tener una masa que se separa de las paredes. 

Rellenamos la churrera o si no tenéis, una manga pastelera y vamos formando los churros que freiremos en aceite abundante y muy caliente.

Según se vayan sacando de la sartén, los ponemos a escurrir en papel absorbente. 

Ya sólo queda ser generosos espolvoreando azúcar, ¡¡y a disfrutar!!



























No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada