viernes, 1 de marzo de 2013

Espejo

Técnica: Efecto "marmoreado"


El efecto mármol es muy fácil de conseguir. Debemos pintar la figura elegida (en este caso un marco de espejo en escayola) con témperas. Una vez seco el color del fondo, se aplican con un pincel muy finito unas líneas onduladas en otro tono tratando de imitar las ondulaciones naturales del mármol. A veces con la línea es suficiente, otras veces con la ayuda de una pequeña esponja podemos difuminar para conseguir ese efecto veteado tan bonito. ¡Sólo hay que acordarse de no hacer líneas rectas porque el mármol de verdad no las tiene!

Para finalizar, hay que dar un par de capas de barniz muy brillante y así conseguir el acabado del brillo de la piedra.

Es una técnica muy chula que recomiendo.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada